Saúl, una estrella a la que no dejan brillar

No está siendo la mejor temporada de Saúl. El rojiblanco va a finalizar el curso dejándonos la sensación de que ha estado a medio gas, ni mucho ni poco, simplemente ha saltado al campo y ha cumplido con las expectativas. Pero a la baja. No recuerdo un ‘saulazo’ de los que nos tiene acostumbrados, un rifirrafe, un partido de coraje y corazón… simplemente estuvo y ya está.

Saúl ha estado atado, encadenado a ese perfil de jugador polivalente que vale para todo y que, por culpa de hacer bien muchas cosas, al final, no destaca en nada. El ‘8’ del Atleti ha sido centrocampista defensivo, extremo, enganche, lateral zurdo y, para más inri, este fin de semana apunta a central. Una temporada en la que el futbolista ha sufrido y ha demostrado tener más agallas que el resto de la plantilla.

Saúl pugna con el rival en el partido frente al Valladolid. Foto: Rubén de la Fuente
Saúl pugna con el rival en el partido frente al Valladolid. Foto: Rubén de la Fuente

El año empezó como un cohete, con un Saúl diciendo “aquí estoy yo”, con un partido sublime en la Supercopa y un misil que nunca se olvidará. Sin embargo, la cruz de las lesiones le arrastró a posiciones que ni él se imaginaba. Todo lo ha hecho por el Atleti, por no perjudicar a sus compañeros y, por supuesto, por mantener intacto el esquema de Simeone.

Un sacrificio que parece no admirar la gente del Metropolitano, pero que en Inglaterra ha hecho que empezaran a contar billetes para ir a por la cláusula del ‘8’. Sin embargo, en otro gesto de lealtad, el joven declaró que se queda en el Atleti, por lo menos, hasta los 32 años. Mientras unos piden y piden al club; Saúl calla y cumple con lo que el equipo necesite. Ésa es la diferencia.

Hay gente que nace con alma de capitán, que conecta rápidamente con el vestuario y con la grada, que se sacrifica por el de al lado y que desprende respeto allá por donde va. Este año no habrán visto goles como el que le metió al Bayern, cabezazos como el del Chelsea o chilenas como al Madrid pero han vivido como Saúl ha madurado en el campo, como lo hizo en Vallecas. No ha brillado pero es una estrella internacional, todo lo aprendido lo pondrá en práctica el año que viene para llegar al Mundial como un icono del fútbol español.

Fotos: Rubén de la Fuente

Autor: Antonio Rodríguez

Periodista digital, de papel o de lo que sea, pero siempre reinventándome. Escribo sobre lo que me gusta y lo comparto con vosotros. De Almería. Música y mucho Atleti. Si se cree y se trabaja, se puede.

Comparte este contenido en
468 ad

3 Comentarios

  1. La exigencia del Cholo, desquicia a casi la totalidad de la plantilla, si exceptuamos a Oblak, nadie ha sobresalido. No me extgrañaría que cuando acabe la temporada, hemos de ver muchas sorpresas desagradqbles, pero bueno, hay que recaudar, para pagar a los enchufados del entrenador, y a él mismo para que sea de los que más cobre del mundo, aunque no haya ganado en este club, nada que otros no consiguieran.

    Escribe una respuesta
  2. Eso es lo que se llama fútbol en su máxima expresión, es decir, el fútbol como un bloque, donde todos trabajan en beneficio del equipo, porque es el equipo el que suma puntos y no los jugadores por separado.

    Acostumbrados al bombardeo diario de los chiringuitos donde fabrican y venden figuritas e ídolos según les convenga, no es de extrañar la alienación que inunda el fútbol moderno.

    Saúl es un gran jugador en cuanto que colabora de manera eficiente a que el equipo gane, y tan importante es su aportación en el lateral como jugando de delantero o si hace falta de portero.Y asi debe ser con el resto de jugadores. Que el equipo trabaja en bloque se está demostrando esta temporada con la posición que ocupa en la Liga, independientemente de que los jugadores, de forma individual, sean figuras o figurines.

    Escribe una respuesta
  3. A ver, todo buen futbolista como lo es Saúl puede jugar en varias posiciones, lo único que hay que darle es continuidad en ese puesto.
    Estoy seguro que puede brillar en el puesto que le ponga Simeone, pero para que sea insustituible en un puesto, para ello lo mejor es que tenga mas 20 partidos en ese puesto.
    Del Rayo volvió al Aleti por razón de que había brillado hasta de central.
    Saúl es de esos jugadores que se entregan por el equipo al que desean darle todo su esfuerzo.
    Es cierto que esta temporada puede que haya jugado en cinco puestos diferentes, pero el que no haya brillado al no tener continuidad en ese puesto a cumplido en que nunca defrauda.
    Es como el alumno que no te saca una matricula de honor al no dedicarse a una rama especifica, pero en todas las materias obtiene el suficiente por muy diversas que sean las materias.
    Simeone le está probando atrás, por las carencias que va a tener en la próxima temporada y no me extrañaría que busque el Saúl ese componente necesario. Lo que si me puede preocupar es si Simeone cuenta con la aprobación de Saúl para ubicarle en esos diferentes piestos. Si así fuera, por mi encantado.

    Escribe una respuesta

Envia un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies