Lemaradona ya es oficial

Lemar, celebrando su gol ante el FC Barcelona.

Lemar está tocado por una varita mágica que le hace ser diferente en esto del fútbol. Un tipo que sonríe, juega, es feliz en el Atleti y encima mete goles. Su zurda es única en LaLiga, diría que hasta en el mundo, y como cualquier superhéroe ha pasado un camino de peregrinación hasta convertirse en ese tipo que aclama toda la hinchada. El nuevo nombre de Thomas es Lemaradona… y eso lo saben hasta en Rusia.

Un comentarista del país soviético se rindió al ’11’ colchonero, enloqueció cuando el francés se plantó ante Ter Stegen, lo miró hasta en tres ocasiones y reventó la pelota al lado contrario del guardameta. El periodista chilló como nadie y le puso el apodo que todos los atléticos reclamábamos en Twitter: ¡Lemaradona! Ya no hay marcha atrás, Thom es digno sucesor del Diego y gambetea al que se le ponga por delante.

Su frescura con la pelota rompe partidos. La presencia de Lemaradona ante el Milán fue clave para conseguir la remontada: participó en el gol de Griezmann y provocó un penalti. Ante el FC Barcelona abrió la lata y regaló el segundo tanto a un Suárez hambriento. Monsieur Thomas, porque ya es un señor, participó en los últimos cuatro goles del equipo. Hay que destacar que la sequía atlética de cara a puerta coincidió curiosamente con la lesión del jugador galo.

El pase de Lemar en el gol de Griezmann en San Siro.

Lemaradona es un tipo que se sacrifica en el césped, defiende y tiene es punto vertical para sacar la pelota. Sin ir más lejos, en su gol ante el FC Barcelona rompe todas las líneas hasta conseguir ese desmarque perfecto. Lo mismo hizo en su asistencia a Suárez, se zafó de la presión defensiva para recibir un preciso balón de Joao. Pero Lemaradona no sólo se desmarca y mete goles, también realiza pases peligrosos en el área, como ese balón a Lodi en San Siro, o realiza cabalgadas maradonianas como la que se estrelló en el palo ante el Villarreal.

Muchos se bajaron del barco de Lemaradona y se ahogaron otros, como yo, por suerte nos tiramos con salvavidas y hemos podido subir a tiempo. El francés es el mejor del equipo rojiblanco en estos momentos, debe ser titular con su selección y es el principal responsable de que tanta estrella ofensiva concuerden sobre el verde. El apodo de Lemaradona vino para quedarse, no se merece menos.

Autor: Antonio Rodríguez

Periodista digital, de papel o de lo que sea, pero siempre reinventándome. Escribo sobre lo que me gusta y lo comparto con vosotros. De Almería. Música y mucho Atleti. Si se cree y se trabaja, se puede.

Comparte este contenido en
468 ad

1 Comentario

  1. Hola, yo sigo pensando que en defensa pierde el sitio, se despista, no sigue su marca y defensivamente hablando no tiene la vista o la anticipación que tenía Gabi o Saúl.

    Esta claro que si además tuviera eso ya sería el «futbolista TOTAL», pero dependiendo de cómo vaya la cosa en un partido no me extrañará que el Cholo le cambie.. y claro en ese momento ya tenemos montado el lío ..

    En fin, si trabaja y se aplica en defensa a mí me vale 🙂

    Escribe una respuesta

Envia un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies