Una borrachera para la resaca (3-0)

En la Universidad se forjan amistades, destinos y teorías inexpugnables. Quizás para aliviar la conciencia de los tiempos en los que no había una triste tregua entre resaca y resaca, entre los míos se hizo célebre que lo mejor que podía combatirla era otra borrachera. Una teoría que se sustentaba en la ciencia, no sé si química, y que no admitía discusión después de la primera cerveza. El Atleti llegaba con una resaca importante, la de jugar tan de seguido en tan pocos días, la de ganar en casa del eterno rival, una resaca descomunal que los jerifaltes del fútbol no dejaron disfrutar adecuadamente y claro, no dejaron otra opción que abrazar aquel soniquete de la borrachera.

Enfrentó a la Real, que fue un rival suave y educado, de esos que piden permiso para intentar pasar o se disculpan si llegaron demasiado pronto. En la primera jugada escenificaron el partido entero: el Atleti presionaba arriba, Koke robó y metió un centro envenenado que Vietto no llegó a rematar porque Diego Reyes se hizo el gol en propia puerta, facilitando el trabajo del argentino. No se moleste Luciano. A partir de ahí, fue todo coser y cantar.

El cuadro colchonero quiso quitarse la espina del gol y no abandonó la intensidad, metió a los donostiarras en su campo con el despliegue infinito de Gabi, con un Saúl portentoso que va a más y un Koke que volvía a recordar al que siempre fue. Vietto ganaba confianza a medida que se acercaba al gol y Griezmann intimidaba con la sola presencia. La defensa, segura. Oblak, un espectador.

El Atleti vence a la Real con una borrachera de goles. Foto: Ángel Gutiérrez - clubatleticodemadrid.com

El Atleti vence a la Real con una borrachera de goles. Foto: Ángel Gutiérrez – clubatleticodemadrid.com

Pese a la inmensa superioridad, la Real se mantuvo en el partido hasta el intermedio, pues el dominio no se tradujo en goles y el fantasma que acompaña a los de Simeone esta temporada sobrevoló ligeramente el Manzanares hasta que Saúl culminó la primera jugada tras la reanudación e hizo del partido un imposible para la Real y una fiesta que tenía que acabar en borrachera para el Atlético de Madrid, que fluyó el ataque recuperando la mejor versión de sus hombres, y Simeone lo vio tan claro que empezó temprano un carrusel de cambios para dar descanso a su columna vertebral. La triple G de Godín, Gabi y Griezmann veían el partido desde el banquillo inusualmente pronto. Y se llevaron a casa uno de esos momentos que es difícil olvidar, el Calderón puesto literalmente en pie para desepedirlos con una ovación que puso el corazón en la garganta. El trabajo paga muchachos.

Antes de eso conviene reseñar un hecho noticioso: el árbitro, el señor Hernández Hernández, tal vez imbuido por el ambiente festivo, pitó un penalti. ¡Un penalti a favor del Atleti! Ya los parroquianos habían olvidado quién debía lanzarlo y Griezmann estuvo un buen rato tratando de encontrar donde se ubicaba el punto de penalti, casi borrado por la falta de uso. El francés hizo el tercero y todavía hubo tiempo para un cuarto, el de Correa, que el juez de línea anuló de manera extraña, al estar el jugador casi dos metros por detrás del defensa. Era realmente difícil ver en esa jugada un fuera de juego pero ya saben ustedes lo que pasa.

La Real aprovechó la fiesta para tratar de hacer el gol de lo honor y lo tuvo en las botas de Vela, que entró en la segunda mitad y disfrutó de una gran ocasión, tal vez la única de su equipo en todo el partido. El Atleti se curó la resaca del derbi con una borrachera de goles y de presencia ofensiva que bien ha podido recargar la confianza de un equipo que sabe que entra en el momento decisivo de la temporada. Suma y sigue firme en su intención de seguir molestando hasta el final. Partido a partido hasta el fin de los días.

 

Foto: Ángel Gutiérrez – clubatleticodemadrid.com

 

 

Autor: José Luis Pineda

Colchonero. Finitista. Torrista. Nanaísta. Lector. Escribidor a ratos. Vivo en rojiblanco.

Comparte este contenido en
468 ad

Envia un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies