Si fallas te mata (2-0)

El Sevilla llegó al Calderón con la sensación de que habían cosechado más puntos que juego y esa no es la mejor manera de cruzar a territorio comanche. En algunos lugares se puede entrar calmado, con las manos en los bolsillos, silbando tiernas melodías. Cuando se ponen mal dadas, hay sitios en los que basta con cruzar los dedos, mirar hacia otro lado, esperar a que las cosas se solucionen solas. Pero existen territorios vedados para dejar al azar una cuestión principal y el Calderón, ahora Metropolitano, es sin duda uno de ellos.

La primera parte sirvió tan sólo para constatar que sería un partido duro entre dos grandes equipos que se construyen desde el rigor defensivo. Sólo hubo interrupciones y dos ocasiones al palo, una para cada equipo, en un terreno abonado de faltas y de obstáculos para el juego. Ambos equipos se sintieron seguros defendiéndose, ofreciendo la iniciativa al rival, alternándola, buscando desesperadamente no resultar heridos. Berizzo metió siete cambios respecto del encuentro frente a las Palmas, Simeone: seis. Vietto pasó de la grada a la titularidad, Giménez hizo el camino inverso. Godín quedó sorprendentemente en el banco para dar paso a otro soberbio partido de Lucas y descansó también Thomas, y Correa, que abrieron el hueco a Carrasco, cuya velocidad parecía una de las claves del partido. Pero Mercado emergió gigante y entre su omnipresencia y la permisividad del árbitro con Lenglet se bastaron para contener al Atlético. No hubo más que faltas y atascos, pérdidas e interrupciones en un partido que era un suplicio para la vista.

Carrasco hace el primer gol frente al Sevilla. Foto: clubatleticodemadrid.com

Carrasco hace el primer gol frente al Sevilla. Foto: clubatleticodemadrid.com

Tras el descanso todo cambió demasiado rápido. El Atleti montó una contra vertiginosa en la que Vietto puso un pase medido a la espalda de la defensa para que Carrasco ejecutara la diagonal. Se anticipó bien N’Zonzi, pero marró en el toque, se quedó a medio camino entre el pase y la cesión, y lo que ocurrió fue que el torbellino de Yannik recuperó el balón, regateó a Rico e hizo el primer tanto del partido. El Atlético es un rival que a veces resulta engañosamente anodino, lo verdaderamente cierto es que bajo ese pelaje extraño se encuentra siempre un equipo mortífero. Si dudas, te mata. Si fallas, te aniquila.

Con el resultado a favor, los de Simeone replegaron sus líneas y le arrojaron el balón al Sevilla casi con desprecio, como si no quisieran volver a saber nada de él. El Atleti se empleó en estrechar distancias, ahogar espacios, cerrar los caminos que conducían a Oblak. El Sevilla se encontró con la pelota en propiedad, con el resultado en contra y con una montaña inexpubnable que escalar para avanzar. Todo lo que pasó después fue previsible. En el veinticuatro, de nuevo en una contra, esta vez por la derecha, Griezmann recogió un pase de Filipe después de haber recuperado en área contraria y fulminó la portería del Fondo Sur para cerrar un partido al que le quedaban minutos, pero no historia.

Hubo cambios, Berizzo metió a Correa, también a Ben Yedder, y a Krohn Dehli. Simeone dosificó a sus hombres dando minutos a Correa, Thomas y un inoperante Gameiro pero la historia del partido ya estaba escrita y el final lo había puesto Griezmann con el segundo. El Calderón, ahora Metropolitano, es un territorio prohibido para el error. El Atlético, con esa apariencia simple, destroza la duda, y deja rivales en el camino. Es segundo en Liga y espera a que suene de nuevo en su estrenada casa el himno de la Champions, llega el Chelsea.

 

Autor: José Luis Pineda

Colchonero. Finitista. Torrista. Nanaísta. Lector. Escribidor a ratos. Vivo en rojiblanco.

Comparte este contenido en

Envia un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies