La mítica final del 92

El 27 de junio de 1992, unos 80.000 espectadores acudieron al Estadio Santiago Bernabéu, de ellos unos 35.000 eran rojiblancos y el resto del Madrid. Luis Aragonés formó este conjunto: Abel, Tomás, López, Donato, Solozábal, Soler; Vizcaíno, Schuster, Moya (Alfredo 60’); Futre y Manolo (Toni 77’). Beenhakker alineó este equipo: Buyo, Chendo, Sanchís, Tendillo, Villarroya (Paco Llorente 45’); Michel, Hierro, Milla, Hagi (Alfonso 10’); Butragueño y Luis Enrique. El árbitro Díaz Vega dirigió el choque. El Atlético comenzó dominando a un Madrid apático. En el minuto 6, Schuster marcó al transformar de forma magistral una falta directa desde unos 30 metros, el tiro del alemán entró por la escuadra de la portería madridista. Encima, cuatro minutos después, el único jugador blanco con ganas y calidad en el choque, Hagi, se retiró del campo por una entrada de López que le produjo una fuerte contusión en la cresta ilíaca. Luego, Moya y Manolo pudieron sentenciar, mas fallaron en el último remate. En el minuto 25, Buyo derribó a Schuster dentro del área, aunque el árbitro no señaló el evidente penalti. Tres minutos más tarde, Manolo asistió en profundidad a Futre quien se marchó de su marcador, Chendo, y lanzó un soberbio zurdazo que se coló sin remisión en la meta de Buyo. Incluso dos minutos después, Schuster tuvo el tercer gol en sus botas, pero erró ante el arquero madridista. Los blancos reaccionaron y tuvieron algunas ocasiones antes del descanso que salvó Abel con acierto.

En el inicio de la segunda mitad, la formación colchonera pudo dejar resuelto el partido, no obstante, Moya falló un gol increíble. El Madrid se creció y empezó a dominar. Así, en el minuto 69, Díaz Vega señaló penalti en un derribo de Abel a Butragueño; Michel lanzó la máxima pena, pero Abel detuvo el tiro ante la alegría de los aficionados rojiblancos. El Madrid había perdido su última oportunidad ya que a partir de entonces la escuadra de Luis Aragonés pudo marcar más tantos e incluso el árbitro le escamoteó un penalti a Manolo. El Atlético de Madrid conquistó su octava Copa que le daba el pase para jugar la próxima edición de la Recopa de Europa. El equipo de la ribera del Manzanares lograba su segunda Copa del Rey consecutiva.

El Mundo del Siglo XXI” tituló:”El Atlético de las estrellas”, “Fue justo campeón de la Copa del Rey ante un patético Real Madrid”, “El Atlético humilló al Madrid de Mendoza”; “AS” rotuló:”Justo Campeón”, “Su victoria se cuajó en un excelente primer tiempo en el que consiguió sus dos goles y falló otros tantos”, “En la segunda parte, Abel le paró un penalti a Míchel que pudo haber cambiado el marcador”; “Marca” tituló:”Qué gran campeón”, ”El rey sigue siendo el Atlético”, “Abel paró un penalti a Míchel en el minuto 69”, “Los goles de Schuster y Futre sentenciaron”; y la revista “Don Balón” rotuló:”Atlético de Madrid, campeón de lujo”, “Sólo se vio un equipo”. El capitán Futre, recogió la Copa de manos de S.M. El Rey, Juan Carlos I en medio de la fiesta rojiblanca en el Santiago Bernabéu. Los jugadores atléticos dieron la vuelta de honor al estadio con la Copa ante la inenarrable alegría de su sufrida afición; además, se llevaron las redes de una de las porterías del campo (eligieron la del fondo norte donde estaban sus seguidores, aunque los goles se lograron en la otra), festejaron el título en los vestuarios, luego acudieron a la fuente de Neptuno donde unos 15.000 aficionados colchoneros les esperaban para celebrar el título copero y la noche se cerró con una cena en el restaurante madrileño Portonovo con la Copa presidiendo la mesa.

Luis Aragonés declaró:”El Atlético ha sido netamente superior. Los jugadores han sido hoy verdaderos entrenadores. Han sabido lo que hacer en todo momento y sólo puedo darles mi enhorabuena. Cuando el Atlético está así es imposible pararle. Este es el mejor Atlético de los últimos veinticinco años, tenemos un gran equipo para varios años. El “pito” y las “banderas” no han sido de mi agrado. No, no me ha gustado el árbitro”; Futre aseguró:”Ha sido mi mejor temporada desde que estoy en España, y también un año fantástico para el Atlético. Somos un gran equipo y, a partir de ahora, ha llegado el momento de empezar a ganar títulos más importantes. Se lo dedico a la afición que se ha portado fenomenal. Se merecen un diez. A mi familia. Y a todos los que nos han apoyado”; Abel manifestó:”Es un título muy significativo y todavía más por haberlo ganado en el Santiago Bernabéu. En el penalti, vi claro por donde iba a lanzar Míchel y me tiré hacia ese lado, teniendo la suerte de despejar el balón”; Schuster, que acumulaba ya seis Copas del Rey, aseguró:”Nos ha costado, pero tuvimos el control del partido y, además, hicimos los goles. Soy el hombre más feliz del mundo ya que el Atlético ha conseguido el título en el Santiago Bernabéu y frente al Real Madrid y yo he contribuido con un gol. Somos un equipo campeón y la próxima temporada vamos a por los tres títulos”; Moya recalcó:”La afición, en los momentos difíciles, ha estado con nosotros y nos ha dado alas. A ella le queremos brindar la Copa”; Manolo dijo:”Hemos sido mejores y nadie puede poner reparos a nuestro triunfo. Nuestra superioridad ha sido tan manifiesta, que estoy convencido de que habríamos ganado igual, aunque Míchel hubiera transformado el penalti”.

Autor: Fernando Sánchez

Periodista, deportista, entrenador de fútbol, cinéfilo y escritor.

Comparte este contenido en

Envia un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies