El diario de Heg (XIV) – Semana de las de antes

7 de mayo
Acabo de leer a Miguel Mora y no encuento mejor definición que la suya: “Ser del Atleti es una opción de vida que no depende de la conveniencia o el éxito”. Y ya está.

8 de mayo
Mal.
Ganando o perdiendo, me da que el campeón va a ser el mismo. De todas formas creo que un equipo no puede despedirse de pelear el título con un partido así. No ha encarado el partido como una final, y debería haberlo hecho. Luego, cuando la cosa se ha torcido, todo ha sido ansiedad y prisas. Hay que aprender cada día de los errores.

9 de mayo
El gran reto del Atlético de Madrid es que la mayoría de su afición no se vuelva gilipollas con el estatus de equipo de primer nivel mundial que el Cholo (y nadie más) ha conseguido traer. Y esa es la única batalla en la que no soy optimista.

10 de mayo
Arbeloa, el tertuliano que viene. Nunca valoraremos suficientemente lo bien que le sentaba su lugar natural en el mundo: el banquillo. Próxima estación: Granero.

11 de mayo
Filipe es considerado mejor lateral izquierdo del mundo según un estudio realizado por la Universidad de Neuchatel. Se valoran lo que consideran las seis estadísticas clave para un jugador de fútbol – disciplina táctica, recuperación, distribución del balón, entradas, creatividad y remate. Sorprendentemente no se valoran trofeos conseguidos por su club en los años 50 ni goles en el minuto 93. Ya sabía yo que había truco.

12 de mayo
Resultan aburridas estos días en los que no hay partido entre semana y el sábado el Atleti no se juega nada. Deberíamos recordar que hace poco el 80% de nuestras semanas consistían en eso.

13 de mayo
Ya me he pronunciado en otras ocasiones, pero es que no puedo callarme cada vez que sale el tema. Hoy me estoy hartando de ver fotos de Quique Sánchez Flores con respecto a las que se dice que “con él empezó todo”. ¿Qué todo? Con él terminó una sequía horrible de 14 años sin ganar nada. Bien. Pero vincular la etapa del Cholo a la de QSF es una maldita locura. QSF se fue dejando al equipo hecho un erial, séptimos en Liga, clasificados para la Europa League de rebote y para jugar en julio, y antes eliminados de la Copa en octavos contra el Madrid dando una imagen penosa y fuera de Europa eliminados en primera fase por el Aris de Salónica. QSF dejó una plantilla menguada, quemada y dividida, que Manzano terminó de quemar y dividir. Simeone cogió ese desastre y situó al Atleti quinto desde el décimo tercer puesto (que es donde lo cogió, no lo olvidemos) jugándose la clasificación a Champions en la última jornada y lo hizo campeón de la Europa League con un once totalmente diferente al que la ganó dos años antes con QSF. Con Quique empezó lo de Quique y con Simeone empezó lo de Simeone. No existe el más remoto nexo de unión entre una cosa y otra (afortunadamente).

Autor: Víctor Hegelman

El atlético impertinente

Comparte este contenido en
468 ad

1 Comentario

  1. Don Victor, no se haga sangre con que menten al sobrino o lo que fuese de la Faraona porque es sólo consecuencia del consumismo… la (des)información es interesada como siempre, en este caso con el unico objeto de ponerle galones al Duoprescrito que como todos sabemos no lo tienen en el ámbito deportivo y que curiosamente sí que debemos reconocerles (jamás pensé que escribiese algo así) la gestión económica y social que la llegada del Mesias Simeone ha producido y que al menos en apariencia no parecen desperdiciar… veremos cuando aflore lo que hay debajo, que ésto ya lo vívimos parecido a finales del siglo XX

    Escribe una respuesta

Envia un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies